Cómo permanecer en su amor

Cómo permanecer en su amor

Escrito por - 4 de octubre 2016


Juan 15

¿Qué significa realmente ser un creyente, un hijo de Dios? Necesitamos definirnos. Ser creyente demanda que lleguemos a tal excelencia que la verdad de Dios sea esencial en nuestra forma de vivir. Por eso, el apóstol Pablo dice en el libro de Efesios 4:23 que la única manera de ser transformados es cambiando nuestra mente: “(…) y renovaos en el espíritu de vuestra mente”. El éxito de nuestra vida está en ser igual que Jesús. 

Jesús hace una declaración muy poderosa para cambiar todo el estado de nuestra existencia: “(…) como el Padre me ha amado, así también yo os he amado” (Jn 15:9). Para los hijos de Dios, uno de los retos más grandes es llegar a descubrir y conocer el amor de Dios. Los que conocen el amor de Dios, entienden que todas las cosas de sus vidas obran para bien. No importando quién o qué se levante, el Señor dijo en el Salmo 23 que iba a poner mesa delante de nuestros angustiadores. Dios en su bondad, ha preparado desiertos, pero ahí Él ha determinado que entres en una dimensión de poder. No te preocupes, porque Él te ama. Y cuando entiendes que Él te ama, tu vida se torna en gozo. ¿Cómo haremos esto, de vivir y permanecer en Su amor? Dice el versículo 10: “Si guardareis mis mandamientos, permaneceréis en mi amor; así como yo he guardado los mandamientos de mi Padre, y permanezco en su amor.” Se vive en amor cuando guardamos los mandamientos. Sin embargo, el amor de Cristo hacia mí no va a cambiar si cumplo o no cumplo sus mandamientos. Jesús nunca condicionó su amor para nosotros, pero sí condicionó que nosotros permanezcamos en su amorPara disfrutar de la plenitud del amor de Dios, necesitamos permanecer en Él. Dios nos ama pero eso no quiere decir que aprueba todo lo que hacemos. David expresó y manifestó de manera muy fuerte lo que es amar a Dios, a pesar de todos los errores que cometió. A pesar de eso, Dios dijo de David que él era un varón conforme a Sucorazón. Todas las veces que David se equivocó, él admitió que era el culpable, y reconoció la verdad de la palabra. Las personas conforme al corazón de Dios no son perfectas en el concepto nuestro, pero guardan y viven la palabra de Dios

Otra verdad que nos define como creyentes es amar a nuestro prójimo. La ley de amar a nuestro prójimo como nosotros mismos se describe a plenitud en Lucas 6: 27 al 31 de esta manera: ama a tu enemigo, haz el bien a quien te aborrece, ora por quien te calumnia. Para los hijos del Reino, no hay rencor, odio, aborrecimiento ni ultraje hacia el prójimo, que sea aceptable. No nos llamaron para que nos quieran sino para que amemosPermanezcamos en Su amor, viviendo aprobados por Dios. 

Los siguientes versículos del capítulo 15 de Juan dicen: “Nadie tiene mayor amor que este, que uno ponga su vida por sus amigos. Vosotros sois mis amigos, si hacéis lo que yo os mando.” (Jn 15:13,14). Llega una etapa de madurez en la vida, donde nuestroPadre desea ser amigo de sus hijos. El hijo que aprende hacer la voluntad de su padre, se convierte en amigo de su padre y ese hijo disfruta de lo que otro no disfruta, ese oye lo que otro no oye y ese conoce lo que otro no conoce. 

Los versículos 16 y 17 del capítulo 15 son cruciales:  No me elegisteis vosotros a mí, sino que yo os elegí a vosotros, y os he puesto para que vayáis y llevéis fruto, y vuestro fruto permanezca; para que todo lo que pidiereis al Padre en mi nombre, él os lo dé. Esto os mando: Que os améis unos a otros.” Dios nos quiere introducir en esta verdad: en los próximos años de nuestra vida, conforme Él nos ha elegido para llevar fruto, todo lo que le pidamos al Padre, se va a cumplir. Es el compromiso de la palabra de Jesús.

Comparte este artículo


En la misma categoría


Hoy quiero hablarle acerca de la experiencia de un hombre que fue transformado y llevado a una dimensión de gloria. Este hombre entendió lo que todos…

Apóstol Byron Quevedo

agosto 8th, 2017

Una de las grandes verdades de las cuales habla el Apóstol Pablo en el libro de Corintios dice que no desconozcamos las artimañas del maligno. Una de ellas es el temor, el cual…

Apóstol Byron Quevedo

julio 12th, 2017

Los ministros de una congregación (de cualquiera de los 5 ministerios: pastoral, evangelístico, apostólico, profético o de maestro) fueron puestos por Dios para cuidar…

Apóstol Byron Quevedo

julio 5th, 2017

© 1992-2017 Ministerios Restauración. Todos los derechos reservados | Políticas de privacidad